“Los Falsos Pastores”: Cómo actuaba esta red de trata

Bajo una denominación religiosa captaba y violentaba a sus “fieles”. En Salta, dos de sus líderes fueron detenidos. “Un tercero está prófugo”, según afirmaron las autoridades.

“Fue un calvario”. El horror puesto de manifiesto pertenece a una mujer que el martes por la mañana se acercó a uno de los allanamientos que las fuerzas de seguridad nacional llevaban a cabo en el centro de Salta. Fue en el marco de los 23 operativos que se desplegaron ese mismo día en distintas provincias del país, acciones que lograron desbaratar una organización criminal conocida como Templo Evangélico Filadelfia. Actuaba bajo un falso evangelio para captar gente y utilizarla para su beneficio económico.

En los procedimientos efectuados en esta capital, uno en calle Zuviría 1320, a cargo de la Policía Federal Argentina, y el otro en calle Luis Borja Díaz al 600, donde actuó personal de la Unidad de Delitos Complejos y Procedimientos Judiciales Salta de la Gendarmería Nacional, detuvieron a dos personas, una mujer y un hombre ambos de 53 años, quienes se hacían pasar por líderes religiosos. En tanto, “un tercer sospechoso no se encontraba en el momento del allanamiento y ya se libró un pedido de captura”, apuntó una fuente de la investigación.

En el primero de los procedimientos los federales sacaron bajo arresto a dos pastores “truchos” vinculados a la organización criminal que actuaba bajo la denominación de Templo Evangélico Filadelfia, con base en San Justo, provincia de Buenos Aires. “Por el momento seguirán detenidos en Salta, estamos a la espera de que declaren”, expresó la fuente. Ambos imputados están incomunicados y en algún momento serán trasladados a Buenos Aires, circunstancia que será ordenada por el Juzgado Federal.

En calle Luis Borja Díaz al 600 no hubo detenidos, sin embargo los gendarmes secuestraron documentación de mucho valor para la causa. “En ese lugar funcionaba una Iglesia Evangélica, y a su vez es una casa de familia”, indicó la fuente. En el lugar secuestraron el recibo de sueldo del pastor a cargo de esa iglesia y documentos donde se observan iglesias con otra denominación cristiana registrada en Personas Jurídicas.

Mientras se llevaba a cabo el allanamiento en calle Zuviría al 1300, una mujer empezó a relatar el calvario vivido en ese lugar. “He vivido lo peor que una persona puede vivir. Pasé un montón de cosas difíciles de contar. Fue muy dura mi vida ahí adentro. Soy una sobreviviente de esta secta”, indicó la mujer.

A pesar de que en los procedimientos realizados el martes en esta ciudad no se rescataron víctimas, desde mayo del año pasado empezaron a surgir víctimas de la organización y, según las fuentes, una de los primeros damnificados surgió de Salta. Las denuncias recayeron directamente en la Justicia ordinaria de Morón, luego la causa pasó al fuero federal.

Se trata de una organización que actuaba bajo la fe en Cristo para aprovecharse de personas vulnerables, niños, niñas y gente mayor. Entre los delitos, se los acusa se dedicarse a la trata de personas, lavado de dinero, delitos contra la integridad sexual de menores y adultos, contra la identidad y contra la vida

Fuente: El Tribuno Salta

Abrir chat
¡Envianos un mensaje!
Hola! Si estás escuchando la radio y querés compartir con nosotrxs, escribinos un mensaje!